RECIRCULA presentó una ponencia técnica en las Jornadas de la Feria del Plástico de Polonia (PLASTPOL) celebradas el 29 de mayo de 2019 en Kielce

 
 
31 de mayo de 2019

     

 
 

Los organizadores de PLASTPOL Kielce 2019 invitaron a RECIRCULA a presentar en el Cluster Business Forum una ponencia técnica sobre la eficiencia de los diferentes métodos de recogida de residuos y su influencia en las etapas de reciclaje posterior, todo ello con la referencia puesta en un horizonte de Economía Circular.

Nuestro director técnico, Andoni Uriarte, puso de manifiesto que apostar por un reciclaje de alta calidad es hacerlo por un futuro sostenible, y que para ello, es necesaria la implantación de métodos de recogida de alta calidad, tales como el sistema de depósito, devolución y retorno de envases (SDDR), si queremos alcanzar los objetivos de las Directivas del Paquete de Economía Circular y de la Directiva relativa a la reducción del impacto de determinados productos de plástico en el medioambiente, que incluye objetivos relativos al porcentaje de materia prima secundaria que deben ser incluidos en la fabricación de botellas de plástico, marcando claramente de esta forma la frontera entre el residuo y el recurso.

El actual sistema de recogida selectiva recupera una pequeña parte del material, que además es de mala calidad, lo cual produce el perverso efecto “downcycling”. Además, una parte del material acaba incinerado, depositado en vertedero o abandonado en el medio. En este contexto, hizo especial hincapié en que para conseguir la circularidad de los materiales sólo vale la apuesta decidida por métodos de recuperación que permitan convertir el residuo en recurso.

Seguidamente, realizó un análisis riguroso de los diferentes impactos ambientales de las distintas técnicas de reciclaje mecánico en España y la valoración de los mismos dependiendo de la naturaleza del método de recogida del residuo empleado, proporcionando datos que indican, sin lugar a dudas, la existencia en la actualidad de soluciones a nuestra disposición para mejorar las tasas de reciclaje y la calidad del material recuperado.

Finalmente, y teniendo en cuenta que estos métodos apuestan por un consumo racional y sostenible donde la prevención y la reutilización son los ejes de acción central, se recordó que sólo con ellos conseguiremos un consumo coherente y sostenible que frene la problemática que existe con los residuos plásticos y su posterior abandono en el medio ambiente.